La mayor parte de las Islas Caimán se someterá a un toque de queda total durante los próximos días.

La medida comienza a regir desde las 7 p.m., del miércoles 25 de marzo, hasta las 5 a.m. del sábado 28, anunció el Premier Alden McLaughlin.

El gobierno indicó que se ha visto obligado a tomar estas medidas drásticas porque no ha podido obtener la cooperación de la comunidad empresarial para cerrar los negocios no esenciales.

El gobierno recibió solicitudes que pedían eximir a más de 20,000 trabajadores – aproximadamente un tercio de la población – del orden de toque de queda, lo que lo hizo imposible establecer restricciones más livianas, enfatizó el premier.

Los líderes gubernamentales continuarán los esfuerzos para establecer un orden más flexible a partir del sábado 28 de marzo, señaló el Premier, pero esas medidas dependerán del éxito del toque de queda durante los próximos días.

Los supermercados y farmacias también estarán cerrados durante el toque de queda de los próximos tres días, aunque el personal de esos locales tendrá cierta flexibilidad para abastecerse y recibir entregas.

Los servicios de emergencia y otros servicios esenciales podrán operar en caso de emergencia, pero ninguna empresa podrá abrir. En breve se publicará una lista completa de servicios con exenciones en www.gov.ky/coronavirus.

“Sabemos que ésta es una medida realmente radical”, el premier dijo, “pero cualquiera que preste atención a lo que está sucediendo en el resto del mundo debe entender que si tenemos una transmisión generalizada de este virus en la comunidad, tendrá consecuencias devastadoras”.

Señalo que una situación de transmisión descontrolada abrumaría la capacidad de los servicios de salud de Caimán. Agregó que la Organización Mundial de la Salud estaba recomendando “pruebas, pruebas, pruebas” y que Caimán no tenía la capacidad para hacerlo.

“Estamos tratando de prevenir la transmisión comunitaria de COVID-19 restringiendo la cantidad de oportunidades que las personas tengan para ponerse en contacto”, agregó.

Dijo que el cierre de las fronteras desde el domingo pasado significaba que no hubiera entrando ninguna introducción nueva del virus en las islas desde esa fecha. En las próximas dos semanas, indicó que sería más claro dónde se encontraba Caimán en términos de la afluencia de coronavirus a través de la comunidad.

“El premio es que si la estrategia tiene éxito podremos abrir escuelas … la actividad doméstica, la construcción, los bancos y los servicios financieros podrán continuar lo más cerca de lo normal posible. Ahí es donde estamos tratando de llegar.”

Agregó que las fronteras tendrían que permanecer cerradas mientras el virus se desataba en otros países.

El comisionado de policía Derek Byrne informó que patrullas adicionales estarían en espera para vigilar cualquier compra de pánico durante las últimas horas antes de que comience el toque de queda.

El cierre de 24 horas dura hasta el sábado a las 5 de la mañana. En ese momento, puede que Caimán vuelva al toque de queda nocturno de 7 p.m. a 5 a.m., que inicialmente se estableció desde el martes por un periodo de 10 días.

Mientras tanto, Caimán tiene tres nuevos casos de coronavirus, incluido un caso que inicialmente se declaró negativo durante las pruebas preliminares en el territorio.

Ese caso volvió a ser positivo cuando fue examinado por la Agencia de Salud Pública del Caribe. El paciente todavía está aislado, dijo el director médico de Caimán, el Dr. John Lee.

Los otros dos nuevos casos positivos fueron de personas con antecedentes de viaje, dijo el doctor.

El Dr. Lee expresó que esos incidentes enfatizaron la necesidad urgente de que cualquiera que haya viajado se aísle por sí mismo.

En total, Caimán ahora tiene 8 casos positivos y un caso sospechoso de ser positivo, anunciado ayer. El caso sospechoso involucra a un paciente en el hospital público, Cayman Islands Hospital, que no tiene antecedentes de viaje. El paciente está siendo sometido a una investigación adicional.

“Todos los casos confirmados que tenemos están relacionados con incidentes de viaje de una forma u otra”, dijo el Dr. Lee.

“Todavía tenemos un caso que creemos que fue adquirido por la comunidad, pero el resultado de la prueba aún se está investigando”.

Support local journalism. Subscribe to the all-access pass for the Cayman Compass.

Subscribe now